Aceite de orégano: Una fuente de poder para el gabinete de la Medicina Alternativa

10

El aceite de orégano es lo máximo en antibióticos. El orégano es una planta poderosa con propiedades curativas únicas. ¿Sabía usted que el orégano tiene 8 veces más antioxidantes que las manzanas y 3 veces más que los arándanos? Los antioxidantes son necesarios para proteger nuestro cuerpo del daño causado por los radicales libres. Ellos estimulan el sistema inmune de manera natural. ¡El aceite de orégano es el aceite vegetal más potente del mundo!

La distribución del aceite de orégano comenzó durante la Grecia antigua. En griego la palabra orégano es traducida como alegría de las montañas. Los griegos fueron los primeros en utilizar el aceite con fines medicinales por su poder antiviral, antibacteriano, antiséptico, antifúngico y también como remedio para el dolor y la inflamación. Fue el instrumento antibacteriano principal utilizado por Hipócrates. Las hojas de orégano fueron usadas tradicionalmente para tratar las enfermedades relacionadas con el sistema respiratorio y digestivo.

La guía completa acerca de los aceites esenciales y la aromaterapia: más de 600 recetas fragantes naturales, no tóxicas para crear salud – y belleza- dentro de un ámbito casero seguro.

 

El aceite de orégano es el máximo antibiótico

Ingredientes principales: el aceite esencial de orégano es una fuente de poder por su densidad mineral. Contiene calcio, magnesio, zinc, hierro, potasio, cobre, boro, manganeso, vitaminas C, A (beta caroteno) y niacina.

El aceite de orégano contiene cuatro grupos químicos principales que actúan como agentes curativos

Fenoles, incluyendo el carvacrol y timol: actúan como antisépticos y antioxidantes.

Terpenos, incluyendo el pineno y terpineno: poseen propiedades antisépticas, antivirales, antiinflamatorias y anestésicas.

Linalool y borneol, dos alcoholes de cadena larga encontrados en el aceite de orégano: exhiben propiedades antisépticas y antivirales.

Ésteres incluyendo el acetato de linalilo y de geranilo: exhiben propiedades antifúngicas.

A pesar de que estos compuestos poseen propiedades curativas, el compuesto más importante encontrado en el aceite de orégano es el carvacrol. Investigación científica ha demostrado que el carvacrol es uno de los antibióticos más eficientes conocidos por la ciencia.

 

No todo el aceite de orégano es creado de la misma manera

El verdadero orégano silvestre del Mediterráneo necesita ser de clase Origanum vulgare o Thymus capitatus, los cuales crecen en su mayor parte en España. Es muy importante asegurarse que el aceite de orégano sea un derivado de estas dos clases. Éste también debe tener una concentración de carvacrol de más del 70%. Lo más importante es que el aceite esencial de orégano no crea cepas dañinas en el cuerpo y no contiene efectos secundarios como los fármacos antibióticos. Además, es efectivo en contra de bacterias peligrosas que pueden ser letales, y no produce cambios biológicos en el cuerpo. El aceite esencial de orégano nutre el cuerpo y no causa la eliminación de nutrientes, como suele ser el caso de los antibióticos convencionales. Si mira las estadísticas, la mayoría de la gente del Mediterráneo vive durante más tiempo. Puede que sea parcialmente gracias al orégano, el cual es añadido en casi todos los platos de comida mediterránea.

Si desea aprender más acerca de los aceites esenciales, únase a mi grupo de Facebook de los Aceites Esenciales – AQUÍ

Artículo publicado originalmente en Livingtraditionally.com y reproducido con autorización.


Loading Facebook Comments ...